Viajar por el Alma

Este blog es un viaje hacia los senderos del alma. Todo lo que en estos caminos se esconde, los paisajes bellos y también los tortuosos y oscuros. Todos están dibujados en nuestros pies y caminando descubriremos lo que se oculta En este camino os espero para compartir experiencias, buscando el aire fresco y el claro del bosque, donde parar y recuperar el aliento.

lunes, 7 de noviembre de 2011

A mi manera

 
Hoy escuccho esta música y siento que me estaba buscando, creo que sabía cuanto necesitaba escucharla, como si fuera una necesidad vital. Después de días en la soledad de una cama de hospital, esperando como una marioneta a la decisión de otros. sin saber como se moverían los hilos que me sostenían. Días con noches muy largas donde repasar mi vida en las que comprendí lo absurdo de sufrir por el pasado, que era inútil dar vueltas a lo que no estaba en mi mano solo podía seguir mi camino siendo como soy y actuando como dice esta canción
“A mi manera”
No hay porque hablar, ni que decir Ni recordar, ni que fingir Porque ya sabrás que al fin, se te conocerá por tu vivir. Puedo llegar hasta el final Y será a mi manera

4 comentarios:

Lonias dijo...

Es una versión maravillosa de este tema, pero es mucho mejor todavía que te haya servido para comprender que debes, y puedes, seguir a tu manera por el camino de tu vida. Un fuerte abrazo.

Pilar dijo...

Hola Ane, cómo hacerte saber que abrazo la sencilla veracidad con la que expresas tu sentir, "a tu manera".
Deseo de corazón que te recuperes pronto, y te "diría" unos versos (esta vez prestado de Benedetti):

No te rindas, aun estas a tiempo
de alcanzar y comenzar de nuevo,
aceptar tus sombras, enterrar tus miedos,
liberar el lastre, retomar el vuelo.

No te rindas que la vida es eso,
continuar el viaje,
perseguir tus sueños,
destrabar el tiempo,
correr los escombros y destapar el cielo.

No te rindas, por favor no cedas,
aunque el frio queme,
aunque el miedo muerda,
aunque el sol se esconda y se calle el viento,
aun hay fuego en tu alma,
aun hay vida en tus sueños,
porque la vida es tuya y tuyo tambien el deseo,
porque lo has querido y porque te quiero.

Porque existe el vino y el amor, es cierto,
porque no hay heridas que no cure el tiempo,
abrir las puertas quitar los cerrojos,
abandonar las murallas que te protegieron.

Vivir la vida y aceptar el reto,
recuperar la risa, ensayar el canto,
bajar la guardia y extender las manos,
desplegar las alas e intentar de nuevo,
celebrar la vida y retomar los cielos,

No te rindas por favor no cedas,
aunque el frio queme,
aunque el miedo muerda,
aunque el sol se ponga y se calle el viento,
aun hay fuego en tu alma,
aun hay vida en tus sueños,
porque cada dia es un comienzo,
porque esta es la hora y el mejor momento,
porque no estas sola,
porque yo te quiero.

Ane dijo...

Pienso que compartir con vosotras mis sentimientos y sensaciones, es lo mejor de este blog.
Vuestros comentarios me dan fuerza y energía para seguir adelante.
Lola siempre estas conmigo a pesar la distancia geográfica y te lo agradezco, un abrazo amiga.
Pilar eres aire fresco en este blog y me encanta que lo enriquezcas con poesías tan hermosas, además con ese mensaje de fortaleza que tanto necesito.
Benedetti es un poeta al que admiro y me ha gustado mucho este poema, gracias un abrazo.

Lonias dijo...

Ane, hoy he vuelto a escuchar esta música maravillosa, pero hoy ya no sé si puedo seguir a mi manera, me hace muy vulnerable.
Besos